La casa del cerro (Video de boda de Gema y Erico)

Recuerdo que Gema y Erico fueron los primeros en contactarme para la temporada 2015, recuerdo también pensar -Erico? es un nombre italiano, alemán?-. Nunca había oido tal nombre y de hecho me encantó. Lo cierto es que la apuesta era clara, dos enamorados que querían organizar su boda con ideas originales. Gema había crecido pasando los veranos en la casa de los abuelos, en Mullidar, y entre juegos y las charlas a la fresca de la ncohe,  podía ver la casa del cerro a lo lejos, una casa que le hacía soñar, soñar por ejemplo con que algún día podría organizar su boda allí.

Y así fue, varios años, muchos kilómetros, miles de besos, algunas lágrimas y un Erico más tarde. Llegó la hora de organizar la boda y entonces empezó todo el despliegue de medios, primero porque para conseguir la casa había que conseguir el permiso, pero eso no fue problema. Lo complicado fue hacer de aquella casa sin mucho uso y una finca un tanto abandonada, un lugar de ensueño. Lo cierto es que lo hicieron todo ellos mismos junto a la familia y amigos.

Un día, celebrando que se casaban (en una de las tantas celebraciones que hicieron) les regalaron el famoso libro de cómo organizar tu propia boda escrito por mis queridos chicos de Bodas de cuento y les encantó e iluminó tanto que decidieron de hecho contactar con ellos para disponer de su ayuda. Para las fotos de boda contaron con mi querida Sara Lázaro con lo cual la aventura pintaba muy favorable, era como jugar en casa.

Cuando llegamos Sara y yo aún quedaba bastante qué hacer, sin embargo todo el mundo trabajaba ya a todo trapo. Fuimos a la casa del cerro a estudiar la situación, queríamos saber con qué luces contaríamos y cuales serían las zonas: ceremonia, celebración.. Aquello era un desfile de gente haciendo tareas, si no era el catering, eran los wedding planners o si no los propios familiares. Todo el mundo hacía algo.

A la noche prepararon una cena informal de bienvenida ya que prácticamente todo el mundo se alojaba en las inmediaciones. La cena no estuvo exenta de juegos y sorpresas pero sobre todo de ese aire tan natural y auténtico que se respiraba y eso nos hacía sentir bien. Nosotros nos retiramos pues al día siguiente había que estar listo para la hora de la verdad.

Había preocupación por el tiempo, se anunciaban lluvias, aunque el estrés estaba en el aire, el ritmo de trabajo no paraba y aquello cada vez tenía más forma, nosotros ya empezamos a trabajar documentando aquello, sin darnos cuenta, el tiempo se echaba encima. Era mi primera boda de la temporada y después de meses sin grabar me costaba coger el ritmo: El novio se está vistiendo, ahora la novia, corre que la ceremonia va a empezar..

Lo cierto es que todo fue excelente: La novia preciosa con su vestido de novia de un familiar, el novio muy elegante fuera de clasicismos. Los invitados muy comprometidos con los novios (con tremendas sorpresas incluidas) y todo con esa magia que sólo las bodas en casas rurales tienen. No sabría con qué momento quedarme ya que realmente hubo mucho amor en el aire y eso te lo pone complicado, pero quizás me quedo con el flash mob que los amigos de los novios les prepararon y que nos dejó a más de uno boquiabiertos.

LA CASA DEL CERRO (feelandfilm videos boda, videografo) from feelandfilm on Vimeo.

No Comments

Post A Comment